Español   English   
952 549 233

¿De qué me sirve estudiar francés?

El 20 de marzo es el día internacional de la Francophonie y se celebra la Semana de la Lengua Francesa. ¿A qué viene tanta celebración? ¿Qué utilidad tiene hablar francés? ¿Realmente me servirá para mi futuro?
Aunque somos más de letras y lenguas, hagamos una excepción y dejemos que hablen los números:
  • En el mundo más de 200 millones de personas son francófonas.
  • Es la lengua oficial de más de 30 países y 68 países en total se consideran francófonos
  • Es la novena lengua más hablada en el mundo pero… sobre todo… y este dato es mi favorito: junto con el inglés, son las únicas lenguas que se hablan en los 5 continentes.
  • Último dato: el francés es la 6ª lengua más utilizada en Internet

Por todo ello y ya que el modelo de mundo globalizado en el que vivimos nos exige saber 2 ó 3 idiomas, el francés es claramente una opción muy recomendable después del inglés. Es el segundo idioma más elegido por los españoles porque suele ser el más impartido en los colegios después del inglés pero a diario observamos cierta falta de motivación entre los jóvenes.

Parece que no le reconocen mucha utilidad al margen de engordar el expediente académico, cumplir con la obligación de un segundo idioma o como alternativa al inglés para los que tienen más facilidad para la lengua de Molière que para la de Shakespeare. Quizás no sean conscientes del bagaje y del valor añadido que representa el dominio de este idioma.

Sin embargo, basta con observar un mapa para ver que es un aliado perfecto para hacer turismo cómodamente en muchísimos países por el mundo, no sólo para ir a Disneyland Paris. Quien dice viajar por turismo, dice viajes de estudios, lingüísticos, intercambios, prácticas, voluntariado, viajes de negocios…

Debemos tener presente que es también una de las lenguas más valoradas por las empresas, muy presente en las nuevas tecnologías y en ocasiones totalmente imprescindible en determinadas carreras profesionales. ¿Qué me decís de trabajar en Suiza, Bélgica, Canadá, en numerosos países africanos o para la ONU?

Además, cada vez nos sentimos más europeos y somos conscientes de la importante misión que realizan las instituciones europeas. ¿Cuántos miles de empleos generan y cuáles son sus idiomas de trabajo? El francés es uno de ellos en sus capitales como son Bruselas, Luxemburgo y Estrasburgo.
Es más, si lo que nos apasiona es el deporte, de nuevo el francés está presente en los esferas más altas al ser una de las dos lenguas oficiales del Comité Olímpico Internacional.

Para terminar y aunque pueda considerarse más una serie de estereotipos que hoy en día ya no son tan válidos y sean más discutibles (pero la autora de estas líneas no es la más indicada para aportar argumentos objetivos al haber nacido en el Valle del Loira…), el francés sigue ocupando un lugar privilegiado en el mundo de la Cultura. Arte, moda, cocina, arquitectura, teatro son sectores donde tanto creadores como adeptos se comunican mucho en francés.

Por todos estos motivos se justifica que exista una semana de la lengua francesa y que reivindiquemos que el francés es una segunda lengua pero no una lengua segundaria, ¿verdad?